Uno de los mundos de Murakami- desde el zoológico-

Imagen tomada de Google
A quién le gusta ir a un zoológico a media noche, acompañado de dos latas de cerveza; solo a un personaje, de un escritor que es capaz de trascender universos de palabras con tal magnitud que atrapa, existente en el cuento La Tragedia de la Mina de Carbón de Nueva York, por supuesto, de Haruki Murakami.

 

Murakami, se adentra en el mundo literario y de la escritura en 1973, con la publicación de dos novelas cortas. Se inclinó hacia la literatura de ficción, que sin duda tiene tanto de real como de ficticio, sabiendo combinar estas dos dimensiones. Desde entonces, para 1979 comienza a turnar la creación de sus novelas con la de cuentos siendo- la novela un reto y el cuento un placer-como él mismo lo define el prólogo de Sauce ciego, mujer dormida, libro que incluye a éste cuento.
La historia, que se nos muestra aquí, se despliega del relato de la rara afición de un hombre que durante diez años ha visitado el zoológico de la ciudad donde vive, lo llamativo es que solo lo hace en noches lluviosas, de tormentas. Ese comportamiento lo narra su amigo, quién acude últimamente a casa de él en busca de un traje para funerales. En cada reunión de los amigos, con whiskey de por medio, las experiencias de la visita al zoológico dan pié para la reflexión de quien cuenta la historia, sobre la vida, sobre la muerte.
 
Hay que detallar los elementos que aparecen en la historia – ¿Por qué un zoológico?- qué tendría aquel ambiente de especial en la aparición de emociones o reflexiones para las personas. En esta obra Haruki Murakami, como en todas sus obras, hace una unión entre los temas orientales y occidentales, con una forma innovadora, y reflexiva acerca del amor, el sexo, el sentido de la vida, la tristeza, los recuerdos, la muerte; lleno de situaciones irreales con un final inesperado y corto, que nos deja una moraleja acerca de la vida, de nuestros anhelos o sueños que tal vez dejamos en un simple “gusto” se quedan intactos, como si colocáramos un muro en nuestros deseos y no quisiéramos destruirlo para dejar esa monotonía.


Vale la pena empaparse de los mundos interiores de los personajes, absolutamente cargados de experiencias únicas, pensamientos, percepciones fantásticas de la vida, que son un reflejo de su autor.

AnaEme
Murakami, Haruki. 2008. La tragedia de la mina de carbón de Nueva York, en Sauce ciego, mujer dormida (p.p.51-66). Traducción del japonés de Lourdes Porta. Barcelona: Tusquets
Anuncios

Surfing por las olas de Dennis Gansel


Imágen tomada de Imágenes Google

Muchas veces las buenas intenciones se trastornan y hacen girar los sucesos. Dennis Gansel, nos propone explorar terrenos del fracaso en Die Welle (La Ola) uno de sus largometrajes más destacados merecedora del premio Deutscher Filmpreis de bronce en 2008. Gansel, cineasta alemán graduado de La Academia de Televisión y Cine de Munich (Alemania) registra en sus filmaciones sucesos bruscos que tocan fibras, el contenido sacude al ser humano, penetra pensamientos y los volca hacia la pantalla. Claro está que la capacidad creativa, recursiva y narrativa de un director es lo que da valor a un trabajo artístico visual. Su primer cortometraje The wrong trip (1995) revela al espectador la línea de trabajo1,le siguen otros trabajos como Living Dead (1996), Im Auftrag des Herren (1998), Das Phantom (1999), Mädchen, Mädchen (2000)- con el que alcanzó su cumbre en el cine, largometraje que se sale de la línea característica de él-, Napola – Elite für den Führer- (2004), Die Welle (2008) y su más reciente trabajo Wir sind die Nacht (2010).
Die Welle es un largometraje manejado con un tratamiento suave, fácil de digerir, apto para un público común. Maneja de fondo la idea del fracaso ante el empeño en el trabajo, muestra una situación que se sale de las manos; un argumento sencillo pero sucesos densos.
La pedagogía aunque no se guía por buenas intenciones sí lo hace para encaminar a pupilos por una ruta analítica, donde lleguen a comprender y a reflexionar sobre su mismo entorno. Una semana es suficiente para que los alumnos del maestro Rainer Wieland (Jürgen Vogel) comprendan a la perfección el funcionamiento del modelo Autocrático, curso que se ha implantado en la escuela dónde trabaja. En este curso, como pudiera pasar en una sociedad autocrática, hay simpatizantes como opositores, quienes tejen relaciones de conflicto que terminan en acciones no deseadas, las cuales perjudican tanto a los alumnos como al maestro.
Los recursos narrativos que utiliza el director se acoplan al deseo de que el director pretende; ángulos de cámara que al principio dan magnificencia al trabajo de Wieland, luces opacas presentan la introducción a una tragedia, la construcción de personajes como Rainer Wieland son antecedentes que presuponen el tipo de clase que podría dictar.
Ahora, el trasfondo histórico que contiene el largometraje logra acercarse a hechos reales- experimento realizado con alumnos del Cubberley High School, en 1967, por el profesor Ron Jones, y denominado “La Tercera Ola”-, es decir un film basado en hechos reales no tan desconocidos en países donde la academia es manejada en altas dosis comparados con países tercermundistas, y más allá de querer mostrar una historia está puesta en escena del impacto social juvenil , la influencia, la vulnerabilidad de una población que apenas empieza a gestar idealizaciones, impactante si se toma en cuenta que son sucesos que han ocurrido, sobre todo en la forma como una estrategia pedagógica da resultados tan rápidos y aceptados.
Y por último el impacto que maneja en el público, tal es la fuerza y poder retórico del maestro que al final hay un modelo autocrático instaurado oficialmente dentro de una escuela, la ola crece cada vez más a medida que llega a la orilla, a su final.
1)

Recomendado:

Copi-Arte

Imagen tomada de Google
En búsqueda de conceptos, uniendo palabras que nos llevan a trenzar palabras. La relación entre los siguientes conceptos nos brinda la capacidad de abrirnos a un universo complejo que puede resumirse en el arte.


La esquizosemia, una especie de neologismo que re introduce José Antonio González Alcantud, recogiendo la terminología de Jordi Llovet en su obra literaria El exotismo en las vanguardias artístico-literarias. Allí se refiere a la ezquizosemia como aquella alteración en el lenguaje, que traspasa una frontera, que crea, y que pretende dar sentido a conceptos subjetivos, que se instauran en lo objetivo –acercándose a la aspiración filosófica- .Todo ello ligado a la trascendencia del arte, de la “no razón” que ahora implica el mismo ( el arte).

Los conceptos del arte, parte del producto de la esquizosemia, deben estar construidos por características y vanguardias contextualizadas, tal como es el Ready-made (Arte encontrado) , término estampado por Marcel Duchamp, semillero Pop Art del siglo XX. El significado que maneja esta tendencia es la utilidad de objetos en el arte, impensables para el mismo fin; la creación de nuevos elementos. Puede verse allí la descripción de aquella expresión, la maquinación, esquizo-semica, para lograr dar sentido y explicación a lo que se está proponiendo- en este caso una creación artística, una visión novedosa-.

El Ready-made pertenece al surrealismo, plasmado sobre todo en las artes plásticas, en la pintura.El Remake (re-hacer), la re invención, se acopla a los dos términos anteriores,-¿Cómo?-, para dar significado a nuevas invenciones, desarrollos se adopta una nueva terminología, se re-inventa, se vuelve a componer una idea ya existente, ¿no es eso lo que plantea de fondo el Ready-made, unir dos conceptos distintos y fundirlos en uno, donde así evidenciar la esquizosemia? Puede ser vista en las adaptaciones de la literatura al cine, incluso de las mismas narrativas visuales originales a otras más frescas y recientes. Justo ahí se cuela otra voz: pastiche.Una técnica a la que recurre ante todo la literatura, pastiche, echar mano de obras ya existentes, para hacer de ellas un remake, a veces entendido como remedadas.

Como si se hablara en psicología, la simulación, la puesta en escena sin créditos propios.Ahora la metaficción, aparece para ser descrita. Como cajas chinas, una historia de ficción incluida en una de la misma naturaleza. Es una estrategia narrativa diálogos dentro de la misma historia que se encuentran en una obra literaria (El libro blanco de la sabiduría de Ruíz De Amadíz, un ejemplo), se le concede el papel protagónico al mismo lector quien destapa la intención del autor frente a sus letras puestas en papel.Diseminación de rizomas, en el arte, en la literatura, en la pintura, y para la vida. Esparcir semillas es la primera labor para poder ganar frutos, entre más campo se riegue más florecimiento de productos se tendrá; eso es la diseminación, dispersión de determinado elemento por doquier. Una vez ya se rieguen las semillas empezarán a crecer raíces, que a su vez se van expandiendo en distintas direcciones.